Tipos de transmisión del virus Ébola

¿Cómo se transmite el Ébola?

El Ébola no es un virus aéreo. A diferencia de otros virus, el virus Ébola sólo puede ser transmitido por los fluidos corporales. Por lo tanto, el mismo se propaga a través de la transmisión de persona a persona por contacto directo, según la OMS. El contacto directo significa que la sangre, secreciones, órganos u otros fluidos corporales que contienen el virus deben entrar en contacto con piel rota o las membranas mucosas de un individuo sano para que el virus sea transmitido. Los fluidos pueden venir directamente del paciente infectado o de las superficies tocadas por el individuo enfermo, tales como ropa de cama o la ropa.

rsz_ebola_alert

Una evaluación de la situación realizada por la OMS establece que el virus se transmite más fácilmente a través de la sangre, heces y vómito. La leche materna, orina y el semen también se han encontrado que pueden transmitir el virus del Ébola, y se cree que incluso se puede transmitir a través de las lágrimas y la saliva.

El Ébola no se transmite a través del aire. Esto significa que una persona no puede contraer el virus por respirar el mismo aire que una persona infectada. Sin embargo, si una persona infectada estornuda directamente sobre una persona y la mucosidad del que estornudo entra en contacto con una herida abierta o en los ojos, la nariz o la boca de otra persona, existe la posibilidad de infección. La OMS sin embargo no ha documentado casos de que esto realmente suceda.

Los trabajadores de salud están en mayor riesgo de contraer el Ébola. Los trabajadores de salud poseen entre 21 y 32 veces más probabilidades de infectarse con el Ébola que las personas en la población general adulta, según la OMS, y, dos tercios de las personas infectadas han muerto.

Tratamiento de Ébola

No hay cura para el ébola, ni existen vacunas que puedan prevenir la enfermedad. Aquellos que se recuperan de la enfermedad, lo hacen a través de la fuerza de su propio sistema inmunológico, de acuerdo con los CDC. Los médicos han descubierto que uno de los tratamientos más importantes para los pacientes afectados por el virus es simplemente mantenerse bien hidratado y ayudarlo a respirar, para dar a su sistema inmune una mejor oportunidad de luchar contra la enfermedad.

Los médicos están probando varios tratamientos experimentales en los pacientes. Algunos médicos están dando a los pacientes transfusiones de sangre de los que han sobrevivido al Ébola. La esperanza es que los anticuerpos del sobreviviente ayuden al sistema inmunológico a luchar contra el virus.

Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *